Imran Khan de Pakistán obtiene libertad bajo fianza en caso de secretos de Estado antes de elecciones cruciales

El ex primer ministro de Pakistán, Imran Khan, obtuvo la libertad bajo fianza en un caso de secretos de estado de alto perfil, añadiendo otro giro al panorama político mientras el país se prepara para las próximas elecciones generales. Si bien este acontecimiento ofrece un rayo de esperanza para Khan, la cuestión de su liberación sigue siendo incierta mientras continúa cumpliendo una sentencia de prisión por cargos relacionados con la corrupción mientras enfrenta obstáculos legales adicionales.

La decisión de la Corte Suprema del viernes marca un hito importante en el recorrido legal de Khan, aunque con implicaciones poco claras. La concesión de la libertad bajo fianza abre una ventana de oportunidad para el ex primer ministro, pero la viabilidad de su liberación sigue siendo cuestionada. Con una sentencia de tres años por corrupción y otros cargos pendientes, el camino de Khan hacia la libertad parece complicado.

Durante su detención desde agosto, Khan ha hecho acusaciones públicas de colusión entre militares influyentes y partidos políticos establecidos, que han dominado Pakistán durante mucho tiempo. Según Khan, estas alianzas tienen como objetivo suprimir su partido político y frustrar su candidatura al cargo.

El hombre de 71 años se ha visto envuelto en una avalancha de casos legales desde su destitución de su cargo en abril de 2022, tras una disputa con altos oficiales militares. Esto ha llevado a su encarcelamiento en múltiples ocasiones.

El abogado Salman Safdar, hablando en nombre de Khan y su ex ministro de Asuntos Exteriores, Shah Mahmood Qureshi, que también está implicado en el caso de secretos de Estado, anunció fuera del tribunal que se les había concedido la libertad bajo fianza. Sin embargo, los detalles de su liberación no se revelaron.

La fiscalía alega que Khan y Qureshi manejaron mal un cable diplomático, denominado “cifrado”, enviado por el embajador de Pakistán en Estados Unidos. Ambos líderes niegan rotundamente las acusaciones y afirman que el cable sirvió como prueba de una conspiración entre el ejército paquistaní y el gobierno estadounidense para desestabilizar al gobierno de Khan tras su visita a Moscú poco antes de la invasión rusa de Ucrania. Tanto Washington como el ejército de Pakistán han refutado estas acusaciones.

El caso cifrado, que originalmente se llevó a cabo como un juicio a puertas cerradas dentro de los muros de la prisión, finalmente se vio obligado a reiniciarse con procedimientos abiertos, lo que permitió la presencia de los medios y observadores.

En su breve orden, la Corte Suprema declaró que no había motivos suficientes para creer que Khan cometió un delito bajo la Ley de Secretos Oficiales, una ley arcaica con penas severas, incluida una posible pena de prisión de 14 años o incluso la pena de muerte. Sin embargo, recomendó una mayor investigación por parte del tribunal de primera instancia para determinar la culpabilidad de los acusados.

El partido político de Khan, Pakistan Tehreek-e-Insaf (PTI), expresó que permanece encarcelado debido a múltiples casos de corrupción, lo que deja pocas posibilidades de su liberación a tiempo para disputar las próximas elecciones del 8 de febrero.

El destino de los políticos en Pakistán a menudo ha dependido de su relación con el establishment militar, que ha gobernado directamente el país en varias ocasiones, dando forma al panorama político de la nación.

A medida que se acercan las elecciones generales, la descalificación de Khan para la política en agosto genera más incertidumbre sobre su futuro. La Comisión Electoral de Pakistán (ECP) lo inhabilitó por un período de cinco años tras su condena en un caso de compra y venta ilícita de obsequios extranjeros recibidos durante su mandato como primer ministro.

Aunque Khan intentó revocar su descalificación a través del Tribunal Superior de Islamabad, su petición fue rechazada el jueves, bloqueando efectivamente su candidatura en las próximas elecciones. Ahora se espera que su equipo legal presente una apelación ante la Corte Suprema en un último intento por asegurar su elegibilidad para participar.

Preguntas frecuentes (FAQ)

  1. ¿Cuál es la situación legal actual de Imran Khan?
    A Imran Khan se le ha concedido la libertad bajo fianza en un caso de secretos de Estado, pero sigue encarcelado debido a una sentencia de tres años por corrupción y enfrenta cargos adicionales.
  2. ¿Qué acusaciones hace Imran Khan contra los partidos militares y dinásticos en Pakistán?
    Imran Khan alega colusión entre el ejército y los partidos dinásticos para suprimir su partido político e impedirle presentarse como candidato a un cargo.
  3. ¿Cuáles fueron los cargos contra Imran Khan y Shah Mahmood Qureshi en el caso de secretos de estado?
    Imran Khan y Shah Mahmood Qureshi fueron acusados ​​de manejar mal un cable diplomático, denominado “cifrado”, enviado por el embajador de Pakistán en Estados Unidos.
  4. ¿Cuándo están previstas las elecciones generales de Pakistán?
    Las elecciones generales de Pakistán tendrán lugar el 8 de febrero de 2024.
  5. ¿Por qué Imran Khan fue descalificado de la política en agosto?
    Imran Khan fue descalificado por la Comisión Electoral de Pakistán (ECP) tras su condena en un caso de compra y venta ilegal de obsequios extranjeros recibidos durante su mandato como primer ministro.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *