Cultivar garbanzos en la luna: una viabilidad futura

Se han cultivado con éxito garbanzos utilizando polvo lunar simulado, un paso significativo hacia el logro de la autosuficiencia parcial en las bases lunares. Este avance allana el camino para un futuro potencial en el que los humanos puedan establecer colonias en la Luna y sustentarse con alimentos de cosecha propia. Aunque este experimento involucró específicamente garbanzos, la capacidad de cultivar otras especies de plantas en la Luna podría seguir el mismo camino.

La ausencia de suelo tradicional en la Luna plantea un desafío para la agricultura espacial. En cambio, el regolito lunar, una superficie de roca y polvo suelto, debe servir como medio principal para el cultivo de plantas en futuras colonias. Dos científicas agrícolas, Jessica Atkin de la Universidad Texas A&M y Sara Oliveira Pedro dos Santos, estudiante de doctorado de la Universidad Brown, han logrado avances significativos al abordar los obstáculos asociados con el regolito lunar.

Su investigación sugiere que la inclusión de hongos micorrízicos arbusculares puede capturar metales pesados ​​presentes en los suelos lunares, evitando que las plantas los absorban. Además de los hongos, los científicos utilizaron vermicompost, un subproducto del cultivo de lombrices, como fuente de nutrientes para las plantas de garbanzo. Esta combinación demostró ser eficaz para sostener el crecimiento y desarrollo de las especies de plantas.

El experimento implicó replicar lo más fielmente posible muestras de regolito lunar recolectadas durante las misiones Apolo. Se crearon vasijas que contenían mezclas de imitación de regolito lunar y excrementos de lombriz, con porcentajes variables que oscilaban entre el 25 y el 100 por ciento. Algunas macetas fueron inoculadas con hongos, mientras que otras se dejaron que se las arreglaran solas.

En particular, las plantas que carecían de protección contra los hongos comenzaron a marchitarse después de diez semanas. Incluso con la inoculación, las plantas de garbanzos cultivadas en suelo 100 por ciento lunar sólo sobrevivieron dos semanas más. Sin embargo, a los cultivados en suelos lunares de hasta un 75 por ciento les fue mejor, incluso floreciendo a pesar de algunos signos de deficiencia de clorofila. Investigaciones futuras proporcionarán datos adicionales sobre el experimento en curso.

La elección de los garbanzos para este experimento se debe a su alto contenido de proteínas y micronutrientes, lo que los convierte en una fuente de alimento potencialmente valiosa para los colonos espaciales. Además, los garbanzos tienen una relación simbiótica con los hongos, proporcionando un espacio en sus raíces para el crecimiento de los hongos.

Si bien este avance es prometedor, todavía quedan desafíos por abordar. Es necesario realizar pruebas de concentraciones de metales pesados ​​en los garbanzos cultivados para garantizar su seguridad para el consumo. Además, es posible que sea necesario un proceso a largo plazo de biorremediación para eliminar las toxinas del suelo lunar.

El estudio también enfatiza que los efectos de la baja gravedad y la alta radiación en el crecimiento de las plantas aún no se han explorado por completo. Aunque los datos preliminares del experimento de Chang’e 4 con suelo terrestre en la superficie lunar sugieren que la gravedad lunar podría incluso ayudar al crecimiento de las plantas.

En conclusión, esta innovadora investigación nos acerca a la posibilidad de establecer bases lunares autosostenibles. Si bien el viaje por delante sigue siendo desalentador, cultivar garbanzos en la Luna representa un salto significativo hacia la consecución de un futuro en el que los humanos puedan sobrevivir y prosperar fuera de nuestro planeta de origen.

PREGUNTAS MÁS FRECUENTES:

P: ¿Cuál es la importancia de cultivar garbanzos utilizando polvo lunar simulado?
R: Cultivar garbanzos utilizando polvo lunar simulado es un paso importante hacia el logro de la autosuficiencia parcial en las bases lunares y podría conducir al establecimiento de colonias en la Luna donde los humanos puedan sustentarse con alimentos de cosecha propia.

P: ¿Cuál es el principal desafío de la agricultura espacial en la Luna?
R: La ausencia de suelo tradicional en la Luna requiere el uso de regolito lunar, una superficie de polvo y roca suelta, como medio principal para el cultivo de plantas. Esto plantea un desafío para la agricultura espacial.

P: ¿Qué hicieron los científicos agrícolas para abordar los obstáculos asociados con el regolito lunar?
R: Los científicos incluyeron hongos micorrízicos arbusculares en el medio de crecimiento para capturar los metales pesados ​​presentes en los suelos lunares y evitar que las plantas los absorban. También utilizaron vermicompost, un subproducto del cultivo de lombrices, como fuente de nutrientes para las plantas.

P: ¿Cuáles fueron los resultados del experimento?
R: Las plantas que carecían de protección contra los hongos se marchitaron después de diez semanas. Incluso con la inoculación de hongos, las plantas de garbanzos cultivadas en suelo 100 por ciento lunar sólo sobrevivieron dos semanas más. Sin embargo, a los cultivados en suelos lunares de hasta un 75 por ciento les fue mejor, incluso floreciendo a pesar de algunos signos de deficiencia de clorofila.

P: ¿Por qué se eligieron los garbanzos para este experimento?
R: Se eligieron garbanzos para este experimento debido a su alto contenido de proteínas y micronutrientes, lo que los convierte en una fuente de alimento potencialmente valiosa para los colonos espaciales. También tienen una relación simbiótica con los hongos.

P: ¿Qué desafíos aún deben abordarse?
R: Es necesario realizar pruebas de concentraciones de metales pesados ​​en los garbanzos cultivados para garantizar su seguridad para el consumo. Además, es posible que sea necesario un proceso a largo plazo de biorremediación para eliminar las toxinas del suelo lunar. También es necesario explorar más a fondo los efectos de la baja gravedad y la alta radiación sobre el crecimiento de las plantas.

Definiciones:

– Regolito lunar: La superficie de roca y polvo suelto que se encuentra en la Luna.
– Hongos micorrízicos arbusculares: Un tipo de hongos que forman una relación simbiótica con las plantas, ayudándolas a absorber nutrientes del suelo.
– Vermicompost: Fertilizante orgánico rico en nutrientes producido a partir del compostaje de desechos orgánicos por lombrices de tierra.
– Deficiencia de clorofila: Condición en la que hay una falta de clorofila, lo que limita la capacidad de las plantas para realizar la fotosíntesis.

Enlace relacionado sugerido:
– NASA

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *